COLGANTE RODADO AMBAR TAMAÑO BEBÉ

Colgante rodado de ambar tamaño bebe con cabujón plateado.

El tamaño del colgante es: 10x10mm.

El precio indicado del producto es por unidad (cordón incluido).

Puede ser que el tamaño de algún colgante sea superior o inferior a lo indicado en las medidas.

Si esta interesado en un tamaño en especial, póngase en contacto con nosotros.

Más detalles

2,85 € impuestos inc.

-5%

3,00 € impuestos inc.

.
 .

Añadir a la lista de deseos

Más

El ámbar no es un mineral, es una resina orgánica fosilizada. Otras gemas orgánicas son las perlas, el coral o el azabache. Su nombre proviene del árabe “alcarabe” que significa “inflamable”. Esta preciosa resina es la savia (la sangre) de los árboles y contiene por lo tanto la fuerza y energía de los mismos.

Su color es entre amarillo, anaranjado o tirando a verdoso aunque también podemos encontrarlo en marrón. En cualquiera de sus tonalidades será transparente y luminoso.

Los coleccionistas le dan más valor al ámbar que contiene inclusiones de insectos, burbujas de aire o restos de plantas pero para usarlos con fines terapéuticos es mejor el ámbar totalmente limpio de insectos para que sus vibraciones energéticas no tengan ninguna interferencia.

Corresponde al chakra del plexo solar, pero su energía es tan fuerte que genera una vibración benéfica para todos los demás chakras.

PROPIEDADES


Sus propiedades son muy regeneradoras, mejora las depresiones, aporta alegría y vitalidad, calma el estrés. Si pasamos por un momento de actividad física y mental extrema nos irradia fuerza y estabilidad.

Los antiguos llevaban un colgante de ámbar para prevenir enfermedades reumáticas y articulares.Mejora todas las dolencias de las vías respiratorias, así como los dolores de garganta y problemas de tiroides. Da confianza en uno mismo, fortaleciendo la voluntad. Colocado en el plexo solar nos ayudará a fortalecer la vesícula biliar, estómago y el hígado.

Si decidimos poner un ámbar en nuestra vida, nos aportará una conexión especial con las fuerzas regeneradoras de la Madre Tierra. Para el pueblo celta, el ámbar era un regalo de la Diosa Madre (La Tierra), que les entregaba para obtener poder y fuerza regeneradora del sol hecho materia.

LIMPIEZA Y CARGA


Para limpiar nuestro ámbar debemos hacerlo con un algodón empapado en una infusión de salvia y secarlo seguidamente. Para cargarlo, lo haremos a la luz de la luna o enterrado en la tierra a la luz del sol, también en una drusa de cristales de cuarzo.

Productos Relacionados

30 productos más en la misma categoría: